Papas rostizadas con romero

papas rostizadas

Si estás cansada de poner siempre el mismo contorno de arroz en tu plato o comer pasta por su facilidad, te dejamos ésta receta muy fácil para deleitar a tus invitados, esta receta es para dos personas, ideal para acompañar una cena romántica con tu pareja, ya que es muy gustosa y no es pesada, estas papas rostizadas con romero, te van a dar ese toque diferente que tanto buscas cuando estás aburrida del menú de siempre y puedes hacerlas con todo tipo de papas desde amarillas, blancas, incluso colombianas; esperamos que disfrutes ésta receta tanto como nosotros.

1

Los ingredientes que vas a necesitar son:
-4 papas grandes
-aceite al gusto
-sal al gusto
-ajo en polvo
-5 gramos de romero
-pimienta negra molida al gusto
-1 litro de agua
Materiales
-Olla grande
-Sartén antiadherente
-Paleta de madera
-Cuchillo afilado
-Bowl

papas rostizadas con romero
Lavar las papas con agua corriente sin pelarlas, la piel le dará a tus papas rostizadas con romero una crocancia única, asegúrate de que queden muy limpias, sin tierra, hojas y retira las partes oscuras, las cortamos en cuadros preferiblemente medianos, luego, en una olla grande, ponemos a hervir el agua a fuego alto, cuando empiecen a estallar las burbujas colocamos las papas cortadas y esperamos hasta que estén blandas pero que no se deshagan, puedes saber si están listas si les introduces un tenedor de metal y la papa no se deshace, se cuela de una vez para evitar que se libere el almidón y le dé un sabor extraño, ponemos las papas coladas en un bowl aparte y mientras preparamos una sartén antiadherente a fuego alto y con suficiente aceite para poner a dorar las papas rostizadas con romero.

LEER  Rénergie Multi-Lift de Lancôme

paps rostizadas
Una vez el aceite esté caliente, ponemos las papas cortadas y le agregamos la sal, el ajo, la pimienta y el romero, dejamos rostizar por unos 10 minutos a fuego medio y cada 10 minutos vamos rotando con una paleta de madera; este proceso se tarda 30 minutos, sin embargo, al dejarlas dorar más te quedarán más sabrosas.

2

Cuando estén doradas a tu gusto, sirves en un plato como acompañante, van muy bien con bistec encebollado, con pollo a la plancha, con pescado frito empanizado; puedes ser más creativa y agregarlas a una crema de pollo, champiñones o maíz y le darán un toque delicioso y diferente, si eres vegetariano o vegano, puedes acompañarlas con una deliciosas hamburguesas de lentejas, un guisado de brócoli al ajo o una ensalada de tomate, cilantro y calabacín crudo.

¡Buen provecho!

Por: Samantha Spadafora/entrebellas

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies